Aldeanos Digitales - Vivir y trabajar fuera de la ciudad

Ahorrar o invertir, ¿Qué será más productivo?

En: La Guía

Ahorrar o invertir es una conversación crucial una vez salimos de la excentricidad festiva de diciembre y la inclemencia de enero.

Sin embargo estas conversaciones terminan siempre en la misma conclusión: «Hay que conseguir plata» porque sino qué vamos a ahorrar o en qué vamos a invertir; pero como soy tan malo en esto de discutir siempre el mismo tema para dar las mismas respuestas me pareció mejor escribir sobre ello.

La diferencia entre ahorrar o invertir depende de su actitud para tomar riesgos o atender imprevistos

Conozco muchas personas que terminan gastando sus ahorros atendiendo imprevistos, así como varias personas que invirtieron asumiendo ciertos riesgos y fracasaron (yo soy más de este grupo). Mientras ahorrar nos da cierta sensación de seguridad, dependemos de que todo fluya sin contratiempos para gastarnos los ahorritos en lo que realmente queremos, mientras que al invertir nos enfrentamos a la posibilidad de que las cosas salgan bien (o sea que haya un retorno de inversión) o salgan mal (que se pierda la inversión).

Para resumir, para ahorrar dependemos de que todo salga bien, y para invertir de que nada salga mal. Sin embargo hay algo que no se puede ahorrar y se gasta de manera inevitable pero que puede manejarse como una inversión: El tiempo.

Vale la pena pensar en qué cosas podemos ahorrar y en qué podemos invertir que no tengan que ver con dinero

Curiosamente, lo más fácil de ahorrar son los sentimientos negativos. Por lo general uno no guarda la felicidad o la tranquilidad para después, eso se gasta en el momento, mientras que la envidia y el rencor como que se acumulan sin hacer mayor esfuerzo (por eso no me gusta ahorrar).

Lo que sí hacemos es invertir en cosas buenas como el placer y la felicidad con las vacaciones, pagando la pensión, seguros, etc. trabajando cada vez más duro y ahorrando para atender lo que se pueda presentar en el camino, con lo cual concluyo que ahorrar es como invertir en una versión ideal de un futuro que no podemos garantizar.

Así que si coincide que leyó este artículo justo cuando andaba preocupado por la plata y los sacrificios que implica conseguirla, le recomiendo que haga una lista de sus habilidades, sus obstáculos y su tiempo libre, y haga un plan de inversión con ellos para ser productivo y cuando logre serlo no necesitará ahorrar.

A %d blogueros les gusta esto: